V Congreso de la Lengua Española y la lingüística

Publicado: 14 julio, 2008 en asociaciones e instituciones, congresos, discusión, eventos, gente
Etiquetas:, ,

Según se publicó el sábado, el V Congreso de la Lengua Española se celebrará en Valparaíso (Chile) del 2 al 6 de marzo de 2010. El tema (o “lema”, literalmente) sería “América en lengua española“. Estos congresos, responsabilidad del Instituto Cervantes, son organizados por instituciones poderosas, como el gobierno del país anfitrión. Su objetivo, según el Cervantes, es servir de “reflexión sobre la situación, problemas y retos del español”. Fuente: Inttranews.

Me sorprenden bastante estos espacios fuertemente politizados e institucionalizados (más de lo normal, digamos), y en buena medida opacos. Ostentan una relevancia científico-académica enorme para la percepción de la población en general, pero no tanto para la comunidad científico-académica en sí. Muestran la amalgama contradictoria de funciones y génesis de instituciones como la Real Academia Española (o las otras) y sus publicaciones, y se sostienen en base a importantes intereses económicos y políticos. Al lado de esta relevancia social, nuestra labor parece invisible.

En mi estadía de tres años en España, me ha sorprendido el inmenso calado que tiene esta función normativo-científica -como si tal amalgama fuera posible en el siglo XXI- que posee la Academia y sus expertos en la opinión de la población. También la imposible heterogeneidad de sus representantes, que incluyen tanto a lingüistas de reconocida trayectoria científica como a escritores o artistas.

En todo caso, mi opinión peca de ignorancia, seguramente. La RAE y otras instituciones similares están intentando resolver esta amalgama contradictoria especializando una doble labor: científica y cultural, si se me permite. Los corpus online que ofrece la RAE, todavía usados con timidez por la institución, muestran avances de relevancia, y estoy esperando a leer la titánica gramática que se está por publicar.

Me gustaría escuchar otras opiniones. En todo caso, cuando fui a preguntar por la RAE el mes pasado, me encontré con esto:

Y pregunto otra cosa: ¿por qué el estudio de la lengua puede tan frecuentemente des-especializarse? ¿por qué un escritor consagrado, o el vecino de enfrente, puede ser validado socialmente como un experto en lingüística? ¿será porque la lengua es tan íntima, tan identitaria? No se explica de otra manera que el programa de radio más escuchado de España tenga una sección titulada “unidad de vigilancia lingüística“, donde hablantes-pseudolingüistas denuncian a sus vecinos, y esgrimen el DRAE como juez último de sus juicios.

Anuncios
comentarios
  1. Miguel dice:

    Querido Federico: coincido básicamente con todo lo que dices. Esos tan cacareados congresos de la lengua española (perdón, castellana, no sea que alguien se ofenda) no son más que iniciativas políticas de muy escaso valor científico (salvando las contribuciones de los verdaderos expertos), y su único objetivo es difundir en los medios la ideología de ciertas élites supuestamente progresistas. Todo se queda en criticar al malo malísimo Estados Unidos y a la lengua inglesa como los causantes de todos nuestros males. No les interesa hablar, por ejemplo, de la persecución que sufre el español en regiones de España como Cataluña y el País Vasco.
    De hecho, la Real Academia Española, supuestamente comprometida con la defensa de nuestra lengua, hace poco se negó a firmar un manifiesto por el español como lengua común de toda España, afirmando que sería “partidista”. ¿En qué país del mundo, aparte de España, se considera partidista defender la lengua oficial? Podemos estar muy orgullosos de la Docta Institución.
    Y mientras tanto, mucha gente normal sigue consultando el DRAE y el DPD como si fueran palabra de Dios, en vez de darles un empleo útil, como por ejemplo nivelar mesas.

  2. federiconavarro dice:

    Gracias por tu comentario, Miguel, espectacular la última línea!

    Es curioso lo que señalás de la RAE, que es una institución básicamente normativa y política, pero que al mismo tiempo intenta ubicarse en una posición supuestamente apolítica y supuestamente más allá de la mera normativa. Creo que, de hecho, estas contradicciones que contiene se deben a que no pertenece a una esfera social más o menos especializada, como sí sucede -o queremos que suceda- con la lingüística. Me pregunto cómo maduraran estas contradicciones en el s. XXI, y se me ocurre, como decía, que quizás la RAE especialice mucho más dos funciones, una cultural y otra científica.

    Con respecto al DRAE, me asombra que todavía no se esté usando de forma sistemática y explícita el CORDE y el CREA, que son impresionantes. Y el DPD, en fin, por supuesto está en mi biblioteca -o en mi mesa…- pero me asombran algunas indicaciones normativas que incluye sobre léxico americano.

    Otros lectores del blog me enviaron opiniones en estas mismas líneas, pero prefirieron el anonimato. No reproduzco acá sus comentarios…

    Un saludo,
    Federico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s